lunes, 24 de abril de 2017

"Introverted Boss" segunda parte

Vale, acabo de terminarme el capítulo 10. ¿Recordáis cuánto critiqué "Introverted Boss" en la entrada anterior, verdad? Pues sí, mejora. Mejora mucho.

Probablemente, no es que el dorama en sí haya arreglado los puntos que critiqué. Más bien creo que es que yo ya me he acostumbrado a la dinámica del dorama. También es que he aceptado ya la cercanía que hay entre los dos protagonistas y ya empieza a parecerme realista que él se sienta cómodo con ella.

También el tema del supuesto mejor amigo se arregla un poco. Ahora me parece más humano, más temeroso. Más como una persona, en cierto modo, rota. Es como que me parece más razonable que se comporte como se comporta. Como que lo odio menos.

Y lo que me ha hecho volver corriendo aquí es que ha habido una escena de beso (no es un spoiler, obviamente iba a haber escenas de besos), pero absolutamente inesperado. Es que no me lo esperaba para nada. Era una escena completamente sensata y de repente se puso como super rara, como super "¿Qué es esto?" y de repente ¡¡BUM!! Y yo como "¡¡AH!!" Y ahora estoy como "jijijijiji" y amo los doramas. Los odio, en serio.



PS: Voy a poner otra de mis canciones favoritas de la banda sonora.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con esto que estás escribiendo contribuyes a una buena causa: que yo sea un poco más feliz =)