viernes, 22 de enero de 2010

Recomendación literaria: Saga El Legado.

¿Recuerdas haber escuchado algo sobre una película que se llama Eragon? ¿La viste? ¿Recuerdas que fue una mierda y que por eso no se ha hecho la segunda parte?
Pues está basado en un libro.
Yo, de la película, sólo he visto la carátula, y no me gusta: ese Eragon tan rubio y aniñado, esa Arya tan rubia y enfurecida,...
Ok, olvida todo lo que has visto de la película o, si no la has visto, no la veas, porque los libros son maravillosos. Sí, he dicho libros en plural. Voy a acabar odiando las sagas, porque siempre me dejan con la intriga durante año y medio por lo menos.
Resulta que mi madre me compró el primero (Eragon) y no pasé del prólogo. En tres ocasiones. Y se ha tirado rodando de un lado para otro unos cuatro o cinco años. Pero el pasado noviembre me quedé sin lectura y accedí a leerlo tras escuchar algunos consejos. Maldito el día que les hice caso. En cuanto terminé fui corriendo a pedir los siguientes a mis padres. Pero todavía voy a tener que esperar hasta tenerlo en mis manos. Tuve que descargar Eldest y Brisingr (sí, unos nombres un poco raros al principio pero más normalitos a medida que los lees). Repito: estoy en contra de las descargas de libros, pero si tengo la intención de comprarlos, no me parece mal acelerar un poco el proceso.
Un consejo: no mueras sin haber leído la leyenda de Eragon y Saphira.

Recomendación literaria: A tres metros sobre el cielo

Tri metri sopra il cielo
Me ha encantado, alucinado, absorvido, impresionado,... Un millón y medio de emociones. Tiene de todo: acción, amor, morbo, algo de filosofía, un lenguaje bastante... mmm digamos sincero (porque llaman a un cabrón por su nombre cuando hace falta), con algunas escenas algo subidas de tono,... y unas carreras de motos tan bien descritas que parece que estés en el circuito de Jerez.
¿De qué va? Pues de una chica de bien que se enamora de un macarra. Pero no me veas lo bueno que está el macarra. La chavala es un poco mojigata, pero de tonta no tiene un pelo. Y el chaval, por lo que se ve, es un poco masoquista. Pero el final... ¡Arg! ¡¡¡Qué final más fuerte!!! Realmente, esta es una novela cuyo final sorprende por lo abrupto. Lo recomiendo encarecidamente.

WARNING: Si no sabes de motor, será mejor que tengas una revista de coches y motos al lado. Y ya de paso un diccionario para de vez en cuando.